Pendeja puta vende sexo

>

Esta putita comete un error estratégico al decirle al tipo que tenía 18 años recién cumplidos. Ahora, siendo de edad legal, puede tranquilamente meterle la pija por donde guste. Y la puta está tan sabrosa… Entonces, y como la colegiala debe vender las cajas de chocolates para el equipo de futbol, el tipo se ofrece a comprárselas todas, a cambio no solo del chocolate, sino de su coñito. Y así otra colegiala más termina en las garras de un aprovechador, que la parte al medio y les enseña una valiosa lección de vida: el sexo vende más que el chocolate.  es una hermosa tragaleches.

Leave a Reply